El Inbound Marketing es una forma no intrusiva de hacer marketing. Se trata de atraer la atención del público a través de información elaborada y de calidad con el fin de convertirnos en referente en su mente, haciendo que nos elija frente a la competencia. El objetivo es diferenciarse en el mercado ganándonos la confianza de nuestro público destinatario. Las técnicas de marketing tradicional, basadas en campañas de publicidad que interrumpen la navegación, se denominan Outbound Marketing.

El concepto fue creado en 2005 por Brian Halligan, cofundador y CEO de HubSpot, una plataforma para la gestión de marketing digital que aplica los principios del Inbound Marketing ideados por él mismo.

Elementos fundamentales del Inbound Marketing

El Inbound Marketing utiliza técnicas de persuasión y atracción, en lugar de acciones intrusivas como la publicidad convencional. Estas acciones se basan en:

  • Acciones de SEO para estar en el sitio correcto en el momento adecuado.
  • Marketing de contenidos y comunicación en redes sociales: hay que generar contenido interesante y saber compartirlo. La forma de ofrecer la información puede tener distintos soportes: posts, vídeos, infografías, monografías, ebooks, boletines…que se apoyan en los diferentes canales de comunicación digitales como son redes sociales, blogs, vlogs, newsletters y otros.
  • Proporcionar una buena experiencia de uso de principio a fin: el contenido de calidad debe llevar a sitios web con el mismo nivel de calidad, para no defraudar tras causar una buena primera impresión. La página web, landing page, formulario o cualquier otro sitio de destino debe cumplir con los mismos estándares en cada una de las fases del proceso.
  • Automatización del marketing: el estudio del comportamiento de los contactos conseguidos, en función de sus respuestas, permite enviarles información personalizada de manera automática, simplificando los procesos pero mejorando los resultados.
  • Uso intensivo de la analítica: el Inbound Marketing exige un análisis constante de los resultados de cada acción para ir perfeccionando la técnica con el paso del tiempo. Nada queda sujeto al azar ni a impresiones personales.
  • La fidelización: el trabajo no termina con la venta. Una buena atención post-venta consigue una clientela satisfecha que se convertirá en prescriptora natural de tu producto o servicio.

7 beneficios del Inbound Marketing

 

1.- Es más rentable: menor coste de adquisición de cada lead.

El Inbound Marketing aprovecha todas las alternativas del marketing digital, reduciendo el gasto en publicidad. Es cierto que sigue habiendo un gasto, bien porque se contrata un servicio externo que incluya todo lo necesario para el Inbound Marketing, bien porque hay que invertir mucho tiempo de la empresa en realizar esas tareas. Pero, en ambos casos, el coste de adquisición de los leads es menor que cuando se utilizan técnicas de Outbound Marketing ya que el Inbound Marketing es mucho más preciso y logra mejores resultados por cada euro invertido.

2.- Se obtiene un conocimiento más exacto del público objetivo.

El estudio de nuestro público hace que lo conozcamos mucho mejor lo que, a medio y largo plazo, hará que tengamos información de gran calidad para la toma de decisiones sobre productos o servicios.

3.- Se consigue mayor vinculación con la marca.

La combinación de técnicas de persuasión con una atención al cliente cuidada y personalizada acaba construyendo una relación cómplice entre cliente y marca, logrando un público fiel que constituye una sólida cartera de clientes.

4.- Mayor notoriedad y buena imagen de marca.

Ofrecer información de calidad combinado con personas satisfechas que, de forma voluntaria, nos recomiendan y comparten nuestro contenido en los distintos canales, hace que la percepción de la marca mejore paulatinamente, consiguiendo una mejor imagen de marca y mucha más notoriedad que si sólo hiciéramos anuncios.

5.- Facilita el trabajo.

En el Inbound Marketing es imprescindible la automatización de tareas en el envío de información relevante para los contactos conseguidos (leads). Esto se logra mediante el análisis de su comportamiento, lo que permite enviarles información según sus necesidades. De esta manera, se aligera el trabajo del departamento de marketing y comunicación que, según va obteniendo más información, mejor puede automatizar las tareas, ahorrando tiempo.

La automatización es parte fundamental del Inbound Marketing pero siempre debe existir un porcentaje de atención personal y personalizada, evitando proyectar la sensación de que la atención está robotizada.

6.- Genera contactos de calidad.

Generar contenido de calidad e interesante y colocarlo en el lugar adecuado hará que los contactos que se consigan (leads) sean de personas que realmente están interesadas en tu producto o servicio. Con el Outbound Marketing puede que haya más leads en total, pero con un menor porcentaje de gente realmente interesada.

Con el Inbound Marketing la gente que solicita información está genuinamente interesada en lo que le estás ofreciendo, acortando distancias entre la primera toma de  contacto y la venta.

7.- Control de las acciones y sus resultados.

El Inbound Marketing permite analizar el resultado de cada una de las acciones llevadas a cabo, conocer su efectividad y decidir su continuidad. Los datos extraídos de su análisis permiten justificar cada decisión que se ha tomado porque todo está basado en datos objetivos.

A pesar de todas sus ventajas, el Inbound Marketing no es incompatible ni contrario al Outbound Marketing. Ambas técnicas son efectivas, según el objetivo que persigas y los plazos que manejes. Consulta con profesionales para que te orienten acerca de cuál es la mejor opción para tu empresa y cómo llevar a cabo las estrategias necesarias.

inbound-marketing

Pin It on Pinterest